Federico Allende: “Me arrepiento de haber sido tan pavo”

El defensor habló luego de que su continuidad en Pacífico fuese ratificada y se mostró arrepentido de la historia de la aguja.

Habían pasado un par de horas de que el presidente Héctor Moncada había anunciado que Federico Allende se quedaba en el club, luego de la polémica generada a nivel nacional por la afirmación de que utilizó una aguja para pinchar a jugadores de Estudiantes en el histórico partido de Copa Argentina. El defensor, que no estuvo presente en la conferencia por pedido de la dirigencia, entrenó con el plantel, se bañó y juntó a sus compañeros en el vestuario. Luego de hablar con ellos y tal como lo había prometido, se dispuso a atender al móvil del programa Tridente Ofensivo que se emite por LV 23, para tratar de darle un cierre a la cuestión.

“Me arrepiento de haber sido tan pavo y haber hecho esa declaración. Es algo que no pasó y que no hice. La nota fue con amigos míos y cuando dije lo que dije no pensé que iba a tomar tanta repercusión” arrancó a decir el cordobés, mostrándose consternado por todo lo sucedido pero muy seguro en sus palabras, como sabiendo que a partir de ahora es necesario mostrar una gran personalidad para revertir rápidamente su imagen y que lo sucedido sea parte del pasado.

El plantel quería que se quedara. El cuerpo técnico abaló esa posición entendiendo que Allende tiene mucho para dar como jugador y persona. El club ratificó lo que pedían las dos primeras patas de la mesa. Y el futbolista retribuyó la confianza que le dieron desde sus dichos. “Agradezco infinitamente a todos por esta nueva oportunidad y por el afecto que me brindaron en este momento tan difícil. Se que hice algo malo pero yo ya aclaré las cosas con quien las tenía que aclarar, lo que se dijo de mí ya no me importa. Quiero dar vuelta la hoja y seguir adelante” enfatizó. Una decisión que a Pacífico lo hace más grande que incluso haberle ganado a Estudiantes: respaldar a una persona que se equivocó y darle otra chance.

 

Fuente_Sitio Andino/Por: Denis Rosales

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *